Dia Mundial del Agua «Las cifras del Vital Elemento siguen siendo alarmantes»

Dia Mundial del Agua "Las cifras del Vital Elemento siguen siendo alarmantes"

El agua es el elemento más importante para la vida y es imprescindible para conseguir un desarrollo sostenible. Los recursos hídricos juegan un papel clave en la reducción de la pobreza, el crecimiento económico y la sostenibilidad ambiental.
Las personas que tenemos la suerte de vivir en el denominado ‘primer mundo’, el agua es algo que nos rodea y que forma parte de nuestro día a día. La usamos para beber, bañarnos, en la elaboración de alimentos y productos de todo tipo. Pero existen lugares donde es muy difícil encontrar agua, o disponen de agua poco saludable y eso dificulta las actividades cotidianas y el desarrollo.
El agua es el elemento más importante para la vida y es imprescindible para conseguir un desarrollo sostenible. Los recursos hídricos juegan un papel clave en la reducción de la pobreza, el crecimiento económico y la sostenibilidad ambiental.
Más noticias
Las personas que tenemos la suerte de vivir en el denominado ‘primer mundo’, el agua es algo que nos rodea y que forma parte de nuestro día a día. La usamos para beber, bañarnos, en la elaboración de alimentos y productos de todo tipo. Pero existen lugares donde es muy difícil encontrar agua, o disponen de agua poco saludable y eso dificulta las actividades cotidianas y el desarrollo.
Hoy, Día Mundial del Agua , aprovechamos para ponerte en cifras el estado actual del suministro de agua potable al mundo. Unos números que evidencias lo privilegiados que somos nosotros, la gran cantidad de gente que sigue viviendo sin acceso a una fuente de agua potable y el gran trabajo que queda por delante para lograr el objetivo 6 de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible establecido por la ONU.
Actualmente en nuestro planeta viven más de 7.700 millones de personas, de las cuales 2.100 millones (3 de cada 10) carecen de acceso a abastecimiento de agua.
De estos, 844 millones no tienen ni siquiera servicio básico de agua potable.
Unos 4000 millones de personas —casi dos tercios de la población mundial— padecen escasez grave de agua durante al menos un mes al año.
Además, 4.500 millones de personas (6 de cada 10) no disponen de un saneamiento seguro.
De los 4500 millones de personas sin servicio de saneamiento gestionado de manera segura, 2300 millones aún carecen de saneamiento básico.
Más del 80% de las aguas residuales resultantes de actividades humanas se vierten en los ríos o el mar sin ningún tratamiento, lo que provoca su contaminación.
Como resultado, anualmente fallecen 361.000 niños menores de 5 años debido a diarreas relacionadas con el saneamiento deficiente y aguas contaminadas, que se asocian a la transmisión de enfermedades, como el cólera, la disentería, la hepatitis A y la fiebre tifoidea.
El 80% de las personas del mundo que tienen que usar fuentes de agua no seguras o no protegidas vive en las zonas rurales.
68,5 millones de personas que se han visto obligadas a huir de sus hogares lo han hecho porqué tienen problemas para acceder al abastecimiento de agua potable.
Aproximadamente 159 millones de personas recogen el agua potable de fuentes de agua superficial, como los estanques y arroyos.
El 50% de las personas que se enfrentan a esta escasez de agua vive en China e India, dos países en desarrollo.
El agua es el elemento más importante para la vida y es imprescindible para conseguir un desarrollo sostenible. Los recursos hídricos juegan un papel clave en la reducción de la pobreza, el crecimiento económico y la sostenibilidad ambiental.
Más noticias
Las personas que tenemos la suerte de vivir en el denominado ‘primer mundo’, el agua es algo que nos rodea y que forma parte de nuestro día a día. La usamos para beber, bañarnos, en la elaboración de alimentos y productos de todo tipo. Pero existen lugares donde es muy difícil encontrar agua, o disponen de agua poco saludable y eso dificulta las actividades cotidianas y el desarrollo.
Hoy, Día Mundial del Agua , aprovechamos para ponerte en cifras el estado actual del suministro de agua potable al mundo. Unos números que evidencias lo privilegiados que somos nosotros, la gran cantidad de gente que sigue viviendo sin acceso a una fuente de agua potable y el gran trabajo que queda por delante para lograr el objetivo 6 de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible establecido por la ONU.
Estado actual
Actualmente en nuestro planeta viven más de 7.700 millones de personas, de las cuales 2.100 millones (3 de cada 10) carecen de acceso a abastecimiento de agua.
De estos, 844 millones no tienen ni siquiera servicio básico de agua potable.
Unos 4000 millones de personas —casi dos tercios de la población mundial— padecen escasez grave de agua durante al menos un mes al año.
Además, 4.500 millones de personas (6 de cada 10) no disponen de un saneamiento seguro.
De los 4500 millones de personas sin servicio de saneamiento gestionado de manera segura, 2300 millones aún carecen de saneamiento básico.
Más del 80% de las aguas residuales resultantes de actividades humanas se vierten en los ríos o el mar sin ningún tratamiento, lo que provoca su contaminación
Más del 80% de las aguas residuales resultantes de actividades humanas se vierten en los ríos o el mar sin ningún tratamiento, lo que provoca su contaminación.
Como resultado, anualmente fallecen 361.000 niños menores de 5 años debido a diarreas relacionadas con el saneamiento deficiente y aguas contaminadas, que se asocian a la transmisión de enfermedades, como el cólera, la disentería, la hepatitis A y la fiebre tifoidea.
El 80% de las personas del mundo que tienen que usar fuentes de agua no seguras o no protegidas vive en las zonas rurales.
361.000 niños menores de 5 años fallecen cada año debido a diarreas relacionadas con el saneamiento deficiente y aguas contaminadas
68,5 millones de personas que se han visto obligadas a huir de sus hogares lo han hecho porqué tienen problemas para acceder al abastecimiento de agua potable.
Aproximadamente 159 millones de personas recogen el agua potable de fuentes de agua superficial, como los estanques y arroyos.
El 50% de las personas que se enfrentan a esta escasez de agua vive en China e India, dos países en desarrollo.
Un futuro poco esperanzador Para 2050, las proyecciones de la OCDE señalan un aumento de la demanda del agua en un 55% (respecto al año 2000).
Si continuamos con la actual tendencia de consumo de este recurso, en 2050 la mitad de la población sufrirá escasez de agua.
En 2050 también se prevé que 240 millones de personas continúen sin acceso a agua y 1.400 millones, sin servicios básicos de saneamiento.
La FAO prevé que la producción de alimentos a partir del riego crezca en más del 50% para 2050, pero la cantidad de agua extraída por el sector agrícola puede aumentar sólo un 10%.
En 2025, alrededor de 1800 millones de personas vivirán en países o regiones con escasez absoluta de agua.
Según un informe del Banco Mundial en algunas regiones la escasez de agua agravada por el cambio climático podría tener un costo de hasta el 6 % del producto interno bruto (PIB) de un país, y además incentivar la migración y causar conflictos.
7000 millones de personas en el mundo podrían verse forzadas a desplazarse debido a la escasez de agua de aquí a 2030.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *